posturas para dar el pecho

5 POSTURAS PARA DAR EL PECHO

Hay muchas posturas para dar el pecho que pueden ser utilizadas durante la lactancia materna, pero es super importante que encuentres aquella que os haga sentir lo suficientemente cómodos tanto a tu bebé como a ti.

Piensa que la lactancia materna exclusiva requiere de bastante tiempo y que, al día, son muchas las veces que debes tomar ciertas posturas para dar el pecho que te permitan disfrutar de ese momento de conexión con tu pequeño.

Además, si no eliges unas buenas técnicas de lactancia materna, toda la zona de tu espalda se verá afectada tarde o temprano con dolores lumbares y/o de cuello tan habituales al no cuidar la higiene postural y la forma de amamantar al bebé.

Por eso, en este artículo de BHealthy  vamos a ver 5 posturas para dar el pecho de entre las que puedes ir probando, alternando y descartando según te sientas más o menos cómoda a lo largo del período de lactancia.

Pero antes recuerda que, aunque lo más recomendable sea dar de lactar al bebé por todos los beneficios que tiene este método a nivel nutricional, no es una obligación, sino una decisión que te pertenece solo a ti y que depende de tus tiempos y de tu situación o contexto.

De la misma forma, las posturas para dar el pecho se van aprendiendo poco a poco, al igual que el agarre del bebé y la mayoría de los aspectos relacionados con la maternidad; así que, ¡paciencia!

¡Ahora sí! Vamos a ello 😊

¿CUÁL ES LA MEJOR POSICIÓN PARA DAR EL PECHO?

Aunque realmente no hay una posición ideal para dar de lactar al bebé, pues lo importante y lo que hay que tener en cuenta es el bienestar de la mamá y el peque, sí es cierto que de entre todas las posturas para dar el pecho, existe una que es la más extendida y utilizada durante el período lactante.

Esta postura que facilita la lactancia materna es conocida como ‘posición biológica’ debido a que es tomada por los bebés de forma instintiva al ser la más cómoda para ellos.

De hecho, esta es la postura inicial que toman al nacer cuando son colocados sobre la madre para hacer el primer contacto piel con piel; el cual se aconseja seguir practicando con cada una de las tomas siempre y cuando se pueda.

Esto se debe a que dicha técnica aumenta los niveles de oxitocina (conocida como ‘hormona de la felicidad’) ayudando a la mamá a estar más relajada y, por tanto, a producir mayor cantidad de leche materna.

Además, este contacto piel con piel del recién nacido, lo ayuda a desarrollar sus instintos de alimentación al mismo tiempo que, por sí solo, se enseña a conseguir un buen agarre y a mantenerse en su posición durante la lactancia.

lactancia recién nacido
De las posturas para dar el pecho esta es la más instintiva por parte del bebé

Lo único que tienes que hacer es colocarte recostada boca arriba sobre una cama o un sofá, ayudándote de una almohada o cojín tras tu espalda si lo prefieres, y situar al bebé encima de tu pecho boca abajo permitiendo que éste busque y se agarre de forma natural.

Tú misma, y también de manera instintiva, irás ayudándolo con tus brazos hasta encontrar la mejor de las posturas para dar el pecho con comodidad.

Esta posición para la lactancia resulta bastante útil durante las primeras tomas y en situaciones como cuando la mamá tiene el pecho grande o una bajada de la leche, o si al bebé le cuesta coger el agarre.

No obstante, hay otras posturas para dar el pecho que puedes ir alternando hasta encontrar tu preferida. ¿Vamos a verlas? 😉

POSTURAS RECOMENDADAS PARA AMAMANTAR A TU BEBÉ

Aunque lo habitual y “biológicamente natural” es dar de lactar al bebé recostada o estirada como hemos visto anteriormente, son varias las posturas recomendadas para dar el pecho.

POSTURA DE CUNA

Después de la posición biológica, esta es otra de las posturas para dar el pecho más utilizadas por las mamás durante la lactancia materna porque permite tener un contacto cómodo con el bebé.

No obstante, de entre las posturas para dar el pecho, esta no es la mejor ya que no hay una sujeción directa y la mamá tiene que prestar más atención al enganche del neonato.

Tan solo has de sentarte con el peque en posición lateral/horizontal colocando su cuerpo sobre tu barriga y su cabecita, y su cuello en tu antebrazo; evitando que este último se encuentre muy cerca del codo para que no haya flexura?

Además, recuerda que, en esta posición para la lactancia, el pecho debe estar a la altura del bebé evitando así un mal agarre por su parte y, para sentirte más segura, puedes sujetarlo con tu mano en su espalda.

postura cuna lactancia bebé mamá
Si utilizas la posición de cuna para la lactancia materna, puedes ayudarte de cojines o almohadas para estar más cómoda

POSICIÓN DE CUNA CRUZADA

Esta postura para dar de lactar al bebé es muy parecida a la anterior; sin embargo, el juego de brazos por parte de la mamá es diferente, pues el cuerpecito del pequeño se apoya sobre el antebrazo contrario.

De esta forma, verás que debes sostener al bebé por la parte alta de la espalda (hombro y cuello) para permitir que este incline la cabeza hacia el pecho.

Es una de las posturas para dar el pecho más utilizadas en recién nacidos y bebés pequeñitos a los que les cuesta conseguir un buen agarre, el cual es super importante para que haya una alimentación satisfactoria.

En BHealthy tenemos un artículo acerca de todo aquello que debes saber sobre la lactancia materna, donde damos algunas pinceladas en relación con el agarre del bebé durante el período lactante que te dejo linkado aquí.

POSICIÓN DE RUGBY

De las posturas para dar el pecho esta parece una de las más complicadas de llevar a cabo, pero cuando le coges el truco puede llegar a ser una de tus posturas favoritas para amamantar a tu bebé.

Si se llama “posición de rugby” quizá ya puedes intuir por qué; y es que el cuerpo del bebé pasa por debajo de la axila de la mamá (la cual está sentada) sobre su costado con los pies en dirección hacia la espalda mientras que esta sujeta su cuello y hombros.

posición rugby lactancia bebé
No tengas miedo al utilizar la posición de rugby para dar el pecho: ¡Es muy segura!

En esta posición para lactar, al igual que en las anteriores, el antebrazo es el lugar donde el bebé se apoya de forma segura. De hecho, es una de las posturas más recomendadas para dar el pecho al recién nacido, ya que la sujeción es firme y permite a la mamá ver perfectamente el rostro del peque.

Además, es de las posturas que facilitan la lactancia más cómodas para mamás a las que han intervenido con cesárea, que han tenido parto gemelar o un bebé prematuro, y también para aquellas que sufren de mastitis, pues esta postura permite que se drene la cara externa del pecho.

POSTURA ESTIRADA O ACOSTADA DE LADO

Esta técnica de lactancia se utiliza sobre todo en las tomas nocturnas, ya que permite descansar tanto a la madre como al bebé; aunque también es de las preferidas tras una cesárea porque la barriga no soporta ningún peso o presión.

Para amamantar a tu bebé con esta postura, es tan fácil como tumbarte de lado en la cama y colocarlo a él en la misma postura mirando hacia ti y pegado a tu cuerpo. Una vez que abra la boquita, puedes dirigirlos con el brazo libre para facilitar su agarre.

Esta es la postura que más he utilizado con mis peques 😉 ¡De esta forma los dolores de espalda no han tenido opción de aparecer!

lactancia acostada madre niño
Esta es una de las posturas para dar el pecho más recomendadas y cómodas tanto para la mamá como para el bebé

POSTURA SENTADA O A CABALLITO

Algunas posturas para dar el pecho quizá sea conveniente ponerlas en práctica una vez que ya hemos pasado un tiempo con la lactancia materna, le hemos cogido el truco y nuestro bebé ha ganado algo de peso.

Esto ocurre con la posición para dar el pecho sentada en la que se coloca al peque frente a nosotras sentado sobre nuestras rodillas; observando que el pezón apunta hacia el paladar del bebé para una correcta sujeción.

La postura a caballito para dar de lactar no es de las más utilizadas durante la lactancia; sin embargo, puede ser muy útil si nuestros hijos presentan alguna dificultad para el agarre debido a una deformidad dentofacial, por ejemplo.

posturas lactancia sentada
Pon a prueba esta posición para dar de lactar cuando hayan pasado varios meses tras el parto

OTRAS POSICIONES PARA LA LACTANCIA MATERNA

Las 5 posturas para dar el pecho que hemos visto anteriormente son las más comunes entre las mamás que deciden alimentar a sus bebés a través de la lactancia materna.

No obstante, existen otras técnicas para dar el pecho que puedes incluir como formas alternativas de lactancia:

POSTURA A CUATRO PATAS

Es una de las posturas para dar el pecho que se utilizan con menos frecuencia (al menos como opción diaria), pero es una gran herramienta en aquellos casos en lo que la madre sufre de mastitis aguda u obstrucción en el pecho, ya que así se facilita su drenaje.

El bebé permanece tumbado boca arriba sobre su espalda mientras que la mamá se coloca de rodilla en un lugar cómodo, se agacha apoyándose en sus antebrazos y deja el pecho suspendido en dirección a la boca del pequeño para que este realice el agarre.

Utiliza esta postura para la lactancia en períodos cortos de tiempo y altérnala con algunas de las anteriores. ¡Ah! Y si sientes mucha tensión en espalda u hombros, puedes ayudar de almohada o cojines donde apoyarte.

POSICIÓN DE KOALA

Quizá la posición boca arriba te ha sorprendido un poco, pero piensa que son formas naturales de dar el pecho, como ocurre con la opción siguiente: Dar el pecho de pie.

Puede que esta sea una de las posturas para dar el pecho que se utilizan más cuando ya se tiene experiencia con la lactancia materna y la mamá se siente segura, con fuerza y con ligereza.

Tan solo debes tomar en brazos por el costado a tu bebé sosteniendo su peso con tu cadera y sujetando tu pecho con la mano contraria mientras este se alimenta en posición vertical.

Esta técnica de lactancia es muy útil cuando nuestros niños sufren de reflujo, tonos muscular bajo, labio leporino o infecciones de oído por la verticalidad.

LACTANCIA CON PORTABEBÉS

Al igual que ocurre con la posición del koala, dar de lactar con portabebés a un recién nacido quizá no sea una de las mejores posturas para dar el pecho, sobre todo si eres madre primeriza y acabas de comenzar la andadura de la lactancia materna.

Por eso, sería conveniente que acudas a esta técnica para dar el pecho una vez que el bebé ya está más grande, tú misma te veas con más soltura y os conozcáis tan bien el uno al otro que a él le permita alimentarse mientras tú realizas otras tareas o incluso vas por la calle.

portabebés lactancia materna
La lactancia con portabebés es muy fácil y permite que la mamá pueda mantenerse en movimiento

La forma de dar el pecho con portabebés (sea del tipo que sea) es muy sencilla: Únicamente has de colocar al bebé bien sujeto y dejar que este busque tu pecho con total naturalidad asegurándote de que su barbilla no queda presionada.

Si te asusta el hecho de no saber cómo manejar el tema de la lactancia materna tras dar a luz y el resto de incógnitas que se presentan en esta nueva etapa, en BHealthy tenemos un curso online para empoderarte en el postparto y tomar las riendas de tu maternidad sin miedo, con calma y disfrute.

ALGUNOS CONSEJOS SOBRE LAS TÉCNICAS DE LACTANCIA MATERNA

Una vez que ya estás hecha toda una experta en posturas para dar al pecho tras haber leído este artículo de BHealthy y que eres consciente de que no hay una única posición de lactante correcta, sino muchas entre las que elegir la que mejor se adapte a ti, es hora de pasar con algunos consejos para la lactancia:

  • No dejar que el bebé duerma boca abajo tras las tomas, pues es una de las posibles causas de la muerte súbita del lactante.
  • Escoge un lugar cómodo y ayúdate de cojines para apoyar tu brazos y/o espalda y de un reposapiés si crees que lo necesitas.
  • Ten a mano todo aquello que necesites (ej: pañuelos), pero evita distracciones como el móvil, ya que es un momento para ti y tu bebé.
  • Asegúrate de que haya un buen agarre para que el peque se alimente correctamente.
  • No sujetes al bebé por su cabecita en los primeros días, ya que esto puede hacer que el agarre sea superficial.

Por último, al igual que se debe hacer durante el embarazo, no olvides cuidar tu higiene postural con el mejor ejercicio postparto; ya que, a lo largo del día y con las diferentes posturas para dar el pecho, tu musculatura lumbar y cuello realizan un gran esfuerzo.

Es por eso por lo que necesitas que tu cuerpo se mantenga fuerte y a tono, y en BHealthy te ofrecemos varias opciones para realizar ejercicio en el postparto desde casa a través de nuestro canal de YouTube. ¡Te dejamos algunos ejemplos!

ejercicios postparto en casa
ejercicios de recuperación postparto

Además, en nuestra página web podrás encontrar nuestro taller para una recuperación postparto en casa y empoderarte de tu salud durante la nueva etapa de maternidad.

Esperamos verte pronto, un abrazo y… ¡BHealthy!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *